EL AUTOR

 

José Manuel López Vega (Santander, 1963)

Nacido en febrero (bajo el signo de acuario), poco después de que limpiaran el forro a Kennedy, al parecer por una conjura planetaria de la que Oswald no se había enterado. Mi foto la tienen justo a la derecha. Podría ser peor.

Me hice médico para curar a mi abuela paterna -estrepitoso fracaso- y todavía ignoro si estoy arrepentido. Justo al entrar en la Facultad, pensé cambiar mi “vocación” hacia las Matemáticas o la Ingeniería de Puentes (nada más que puentes: es la única estructura que solo el ser humano es capaz de ejecutar). En fin, no lo hice y llegué a Médico Especialista en Oncología Médica y a Doctor en Medicina y a Profesor Asociado. Como dice el millonetis de Pretty woman: “Estudié hasta el final”.

Desde hace muchos años envío una carta manuscrita a la familia de algún enfermo recientemente fallecido, mostrando la profundidad de la huella que el enfermo dejó en mí. Quiero creer que les consuela.

Algunos ratos los dedico a escribir, especialmente los artículos de prensa que se alojan en la página de “Inicio”. Albergo la certeza de que existe el artículo perfecto; por desgracia, cuando salgo a cazarlo, adopta la figura evanescente del unicornio azul. Con todo, creo que en este blog me he acercado mucho en 2 o 3 ocasiones.

¿Preferencias literarias, dice usted? Hondura y gracia de Francisco Umbral, aunque tuve la oportunidad de invitarlo a Santander y su secretaria me hizo saber que “el maestro no viaja a provincias”. Déjenme sospechar que fue cosa de ella. Alguna fidelidad habrá que guardar en este mundo, digo yo.

Anuncios